casa-dos-sonhos-last-remaining-weeks.jpg.png

Ruta en coche desde Barcelona a Valencia

Llegar en un vuelo directo a Barcelona o a Valencia no es nada difícil, sin embargo, si lo que se busca es explorar pueblecillos y viñedos esparcidos por el campo, no hay nada mejor que hacer una ruta en coche. Barcelona, con sus playas, su llamativa arquitectura, y su gran cantidad de edificios diseñados por Antoni Gaudí, es el punto de partida ideal para comenzar esta ruta en coche por la costa mediterránea. Desde aquí, conducir a Valencia, a sus deslumbrantes monumentos y a sus marisquerías con paellas, es tarea fácil.

La ruta en coche no dura más de 4 horas, pero si la idea es extender la excursión haciendo unas cuantas paradas en sitios como en la ciudad portuaria de Tarragona o en los pueblos de montaña de Castellón, la excursión puede alargarse al menos una semana. Si se quiere obtener más información acerca del itinerario Barcelona-Valencia recomendamos seguir leyendo este artículo, donde hemos incluido las atracciones turísticas más importantes y recomendaciones de hoteles en caso de que se decida pasar la noche en algún lugar.



Duración de la ruta en coche

Hay unos 350 kilómetros entre Barcelona y Valencia y, si el viaje se hace sin muchas paradas, se tarda alrededor de 3 horas y 40 minutos, siempre dependiendo del tráfico. Sin embargo, si lo que se busca es realizar una ruta deteniéndose a hacer turismo, nuestra recomendación es reservar al menos una semana para esta excursión. De esta manera, se podrá visitar las provincias de Tarragona y Castellón, aunque, obviamente, esta es solo una recomendación y la ruta en coche se puede alargar tanto como se desee.



Itinerario:


Barcelona

Parar al menos dos días en Barcelona para hacer turismo es lo ideal si se quiere visitar algunos de sus lugares más emblemáticos como la Sagrada Familia y el Park Güell, además de muchos otros edificios icónicos también diseñados por Gaudí. El barrio Gótico y las bulliciosas plazas de abasto de la ciudad, no solo la Boqueria sino muchos otros mercados como el de Santa Caterina o el de Sant Antoni, también merecen una visita.


Si se visita Barcelona en verano, ir a la playa para un baño refrescante es una parada obligatoria. Además, cerca del paseo marítimo se encuentra el teleférico que sube hasta el Montjuic, un lugar idóneo para disfrutar de las maravillosas vistas de la ciudad. Tenemos disponible un itinerario completo de cosas para hacer en Barcelona en caso de que se quiera ampliar esta visita.


Lugares para visitar cerca de Barcelona

  • La Colonia Güell: este complejo museístico diseñado por Gaudí se encuentra en las afueras de Barcelona y fue uno de sus últimos encargos para su mecenas Eusebi Güell, de ahí su nombre. La huella de Gaudí está por todas partes en este complejo arquitectónico, desde en sus bancos ondulados hasta en sus columnas angulares y en sus vidrieras.

  • Montserrat: a unos pocos kilómetros de Barcelona se encuentra la montaña de Montserrat, donde, entre las rocas, se encuentra la Abadía de Montserrat, un monasterio benedictino del siglo XI. Otros lugares de interés turístico son el funicular y la Santa Cueva. Además, este lugar es perfecto para los amantes del senderismo, ya que tiene numerosos senderos que atraviesan los barrancos.


  • Sitges: a tan solo 40 minutos de Barcelona, entre las montañas del Parque de El Garraf y el mar, se encuentra la bonita ciudad costera de Sitges, famosa por sus playas y por su vida nocturna, sobre todo en carnaval, cuando atrae a la mayor parte de los turistas españoles.


Dónde alojarse en Barcelona

  • Yurbban Passage Hotel & Spa (4 estrellas): este hotel boutique se encuentra dentro de una antigua fábrica textil cerca del Parque de la Ciutadella. Su céntrica ubicación es perfecta para explorar algunas de las principales atracciones turísticas de la ciudad. Además, incluye spa, gimnasio, un restaurante y una piscina en la azotea perfecta para darse un baño en una tarde calurosa de verano.


Tarragona

Tarragona, que en el pasado fue una ciudad romana, fue declarada en el año 2000 Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Los turistas vienen aquí atraídos por sus yacimientos romanos, así como por sus playas de arena blanca. Entre sus mayores lugares de interés turístico destaca un magnífico anfiteatro con vistas al mar que data del siglo II. Además, también se exponen reliquias romanas en muchos de los museos de esta ciudad.


Mientras se pasea por el casco histórico de origen medieval, es imposible no percatarse de la catedral de estilo románico y gótico. Para conseguir las mejores vistas de la ciudad, es imprescindible caminar por el Paseo Arqueológico, un paseo que pasa por las antiguas murallas de la ciudad.


Tarragona es también famosa en España por sus vinos. Es por esto que, en los alrededores de la ciudad, hay numerosas bodegas que producen una inmensa variedad de vinos, desde fortificados como el moscatel hasta espumosos como el cava.


Lugares para visitar cerca de Tarragona:

  • Roc de Sant Gaietà: este pequeño pueblo costero es ideal para descansar en la playa antes de llegar a Tarragona. Además de su idílica ubicación, Roc de Sant Gaièta también alberga unas auténticas maravillas arquitectónicas como el Patio Andaluz, un pequeño patio con paredes cubiertas de mosaicos, o la Puerta Mora, una puerta de estilo mudéjar.

  • Castillo de Tamarit: este castillo, uno de los primeros de estilo románico en la provincia de Tarragona, se alza sobre un promontorio que se adentra en el mar Mediterráneo. Su idílica ubicación junto a la playa lo ha convertido en un popular destino de bodas.


  • Salou: a tan solo unos kilómetros del centro de Tarragona se encuentra Salou, una famosa ciudad turística que se caracteriza por su gran variedad de playas, desde pequeñas calas hasta extensas playas de arena. Los visitantes de esta ciudad suelen pasear por el Camí de Ronda, un sendero costero que ofrece unas increíbles vistas del atardecer. Además, en esta ciudad también se encuentra uno de los parques de atracciones más famosos en España, PortAventura.

  • Reus: un poco más en el interior se encuentra Reus, la ciudad natal de Antoni Gaudí. Este destino es perfecto para los amantes del arte, ya que pueden seguir una ruta que comienza en la antigua casa del artista y que termina en el Museo Gaudí. Esta ciudad también alberga muchas otras atracciones turísticas de gran importancia histórica como la Prioral de Sant Pere Apòstol de Reus, una iglesia del siglo XVI, y edificios modernistas como la Casa Navàs.

  • Real Monasterio de Santes Creus: este monasterio cisterciense, cuya construcción comenzó en el siglo XII y se alargó hasta en siglo XVIII, se encuentra a tan solo unos kilómetros al norte de Tarragona. Actualmente, está rodeado de olivos y viñedos y destaca en el paisaje gracias a su estructura con elementos del gótico y del románico.

  • Real Monasterio de Santa María de Poblet: este monasterio, también cisterciense y declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, se encuentra entre las Montañas de Prades y sigue siendo el hogar de algunos monjes. La mayor parte de lo que se puede ver hoy en día de este monasterio pertenece al siglo XIV, sin embargo, Santa María de Poblet data del siglo XII.

  • Cartuja de Escaladei: fundado en 1194, este monasterio pertenecía a la Orden de la Cartuja y fue el primero de este tipo en toda la Península Ibérica. Los visitantes pueden pasear por este complejo arquitectónico que incluye restos de la iglesia y de sus claustros.

  • Miravet: esta ciudad, que se encuentra a orillas del río Ebro y que tiene casas de color pastel y un castillo en lo alto de una colina, es de lo más pintoresca. En su día fue ocupada por los magrebíes, pero fueron los templarios, que llegaron en 1153, quienes la reconstruyeron. Después de visitar el castillo, merece la pena cruzar el río en una de las barcas tradicionales conocidas como pas de barca.

  • Tortosa: esta ciudad, situada también a orillas del Ebro, está llena de lugares de gran importancia histórica que merece la pena visitar. En primer lugar, y sobre una colina, se encuentra el Castillo de la Zuda, un castillo de origen árabe que se ha convertido en un hotel. En segundo lugar, merece la pena visitar la catedral y el palacio episcopal, ambos del siglo XIV. Además, también se puede ir al Parque Natural del Delta del Ebro, una reserva natural con un paisaje de lo más diverso y que acoge a una infinidad de pájaros como flamencos y garzas. 

Dónde alojarse en Tarragona

  • Parador de Tortosa (4 estrellas): este castillo que data del siglo X se ha transformado en un hotel boutique de mucho encanto. Muchas de las habitaciones ofrecen camas con dosel y balcones con vistas al río. Entre sus instalaciones destacan el restaurante y la piscina exterior, todo rodeado de murallas de piedra de origen medieval.


Castellón

Desde Tarragona hay que dirigirse en dirección sur a la provincia de Castellón. Castellón de la Plana, con su mezcla de edificios antiguos y modernos, es la capital medieval de esta provincia. La primera cosa que se vislumbra en esta ciudad es su catedral y su torre campanario que se yerguen entre las calles.

Otra de sus principales atracciones turísticas es el Museo de Bellas Artes, de estructura modernista, es donde se encuentra una extensa colección de cerámica valenciana junto con restos arqueológicos que datan desde el Paleolítico hasta la Edad Media. Además, esta ciudad también cuenta con una bonita playa desde donde se puede coger un barco que llega a las islas Columbretes, donde se puede hacer senderismo.



Lugares para visitar cerca de Castellón de la Plana:

  • Peñíscola: la ciudad costera de Peñíscola es conocida por sus playas y sus emblemáticos lugares. Es fácil maravillarse ante el castillo del siglo XIII situado al borde del mar Mediterráneo. Peñíscola también ha sido escenario de muchas películas y series como Juego de Tronos. Además, en las inmediaciones se encuentra el Parque Natural de la Sierra de Irta, el lugar perfecto para hacer senderismo mientras se disfruta de las vistas al mar.

  • Morella: esta localidad fortificada es uno de los pueblos más bonitos de España. Dentro de sus antiguas murallas se encuentra un conjunto de casas encaladas y de iglesias góticas. Para tener las mejores vistas, es imprescindible subir a su castillo.

  • Vilafamés: otro pequeño pueblo que también merece una visita es Vilafamés, un lugar donde es fácil perderse por su casco antiguo mientras se pasea por sus calles estrechas y se observan los edificios de piedra. Algunas de las principales atracciones son el castillo medieval y sus murallas, la iglesia de la Asunción y la Roca Grossa, una gran roca que aparece en muchas de las leyendas locales.

  • Coves de Sant Josep: estas cuevas ofrecen un mágico paseo en barco por uno de los ríos subterráneos más largos de Europa. Este tour de 45 minutos, que también incluye un pequeño paseo a pie, le permite al visitante observar el Lago Azul en la Galería Seca, un túnel de unas formaciones rocosas inauditas.


Dónde alojarse en Castellón

  • Hotel Barra Alta (3 estrellas): este hotel, exclusivo para adultos, se encuentra a tan solo unos pasos de la playa de Peñíscola. Sus habitaciones tienen una decoración sencilla y muchos de ellos tienen balcones con vistas al mar. Tiene también un restaurante que sirve deliciosos platos de marisco.


Valencia

Después de seguir conduciendo un poco más por la costa se llega a Valencia, cuna de la paella, por lo que es el lugar ideal para probarla. Además de su cocina, Valencia atrae a los turistas con sus playas paradisíacas y su arquitectura. Algunos de sus lugares más famosos son el Mercado Central con sus elementos arquitectónicos modernistas, y el complejo futurista de la Ciudad de las Artes y las Ciencias. 

Asimismo, todos los lugares de importancia histórica como la catedral y la Lonja se encuentran en el casco antiguo, por lo que es difícil perderse. Valencia también alberga muchos jardines que son ideales para pasear caminando o en bicicleta. Si se quiere visitar Valencia más en profundidad, recomendamos leer nuestro itinerario de Valencia.



Lugares para visitar cerca de Valencia

  • Sagunto: a una media hora de Valencia se encuentra la bonita ciudad de Sagunto. La mayor parte de la gente viene aquí para visitar sus yacimientos romanos, como su gran teatro que data del siglo I. Cabe destacar también otras atracciones turísticas como su castillo de origen musulmán, el barrio judío y la iglesia gótica de Santa María.


  • Port Saplaya: de camino a Valencia se encuentra Port Saplaya, una zona residencial costera que destaca por su estrecho puerto bordeado de casas de colores, lo que ha hecho que esta zona sea merecedora del nombre Pequeña Venecia.


Dónde alojarse en Valencia

  • Hospes Palau de la Mar (5 estrellas): para acabar esta excursión, nada mejor que alojarse en este hotel de cinco estrellas cercano al Jardín del Turia. En él se puede disfrutar de su spa, pasear por sus jardines o probar alguno de los deliciosos platos de su restaurante.


Mapa de la ruta desde Barcelona a Valencia

Volver a Tours por España